Ventilación y extracción de aire industrial

Contar con un sistema de ventilación adecuado a las dimensiones del entorno laboral es un elemento fundamental que garantiza el funcionamiento de un entorno saludable y de confort, además de velar por el cumplimiento de las medidas de prevención de riesgos laborales establecidas en la ley 19587.

Cálculo de ventilación y extracción de nave industrial 

Contar con un sistema de ventilación adecuado a las dimensiones del entorno laboral es un elemento fundamental que garantiza el funcionamiento de un entorno saludable y de confort, además de velar por el cumplimiento de las medidas de prevención de riesgos laborales establecidas en la ley 19587. Hablar de ventilación industrial es hacer referencia a un conjunto de técnicas y cálculos que se utilizan para lograr una renovación del aire interior de una edificación mediante la instalación de equipos de extracción o inyección de aire.

Los problemas de ventilación son muy comunes en las construcciones industriales destinadas a la realización actividades de producción, manufactura, distribución y almacenaje de mercancías por lo que se hace necesario prever con el asesoramiento de un equipo técnico especializado que se encargue de realizar los estudios que favorezcan los cálculos de ventilación y extracción de aire en un espacio determinado con la finalidad de controlar y eliminar la presencia de calor, humedad, gases, humo, polvo, condensaciones, olores, que puedan resultar perjudiciales para la salud de los trabajadores. 

En este post te traemos todo lo que necesitas saber acerca de este servicio, sus ventajas y procedimientos. 

¿Por qué se debe realizar el cálculo de ventilación y extracción de una nave industrial?

Las naves industriales son edificaciones para el desarrollo de cualquier actividad productiva debido a las grandes ventajas que ofrecen sus dimensiones, pero en su mayoría fueron construidas en pleno auge de la llamada revolución industrial sin que se tomara en cuenta para ello, aspectos como la iluminación, la calefacción o la ventilación y renovación del aire interior de la edificación. 

En la actualidad, las empresas tienden a alquilar o comprar este tipo de establecimientos adecuándolos, según las distintas normativas para evitar posibles sanciones. En su amplia mayoría estas instalaciones necesitan resolver problemas de ventilación. Para evitar inconvenientes que ocasionen sanciones legales es uno de los principales motivos que conllevan a las empresas a la contratación de servicios profesionales que ayuden a resolver cualquier duda en cuanto a la ventilación de la nave industrial. 

Otro aspecto fundamental que incide significativamente en la realización de los cálculos de ventilación y extracción de elementos de una nave industrial es la funcionalidad del ambiente laboral, pues el trabajador tiene todo el derecho a tener unas buenas condiciones laborales, donde obtenga confort y bienestar: reduciendo a la mínima expresión la existencia de agentes contaminantes, proporcionando un aire óptimo y de calidad para los pulmones y reduciendo las fatigas causadas por el estrés térmico.

Beneficios de un sistema de ventilación en un  ambiente industrial

Para conseguir las condiciones térmicas adecuadas se requiere de la intervención de profesionales en la materia que aseguren un diagnóstico correcto y la implementación de las acciones más convenientes. Aunque esto signifique un desembolso de recurso financieros, son muchos los beneficios que se derivan al garantizar este tipo de condiciones en una empresa, dentro de las cuales mencionaremos:

  • Controla factores contaminantes como la humedad, concentración de gases y otras partículas del ambiente.

  • Asegura el flujo de aire saludable para los pulmones

  • Contribuye al equilibrio térmico de la nave.

  • Evita la propagación de agentes patógenos en el aire.

  • Aporta armonía y sosiego.

Factores a tener en cuenta en el diseño de un sistema de ventilación

El diseño de un sistema de ventilación es una actividad que recomendamos que sea realizada por expertos, los cuales para poder determinar el caudal de aire que se requiere, el tipo y la cantidad de equipos de ventilación industrial a utilizar (ventiladores, extractores, rejillas, entre otros), así como prever los sitios estratégicos por los que va a penetrar el aire exterior.

El primer paso y el fundamental es llevar a cabo los cálculos que determinen la carga neta de calor que se produce en la nave y que resulta de la combinación de una serie de factores entre los que se encuentran, las condiciones ambientales del lugar, la cantidad de personal que labora en el sitio, la maquinaria, los materiales de construcción de la nave, por citar algunos.

Conocer con exactitud estos factores facilita la elección y optimización de los equipos de ventilación industrial que se deben instalar en la nave, permitiendo el uso de alternativas que favorezcan la funcionalidad del sistema de ventilación al poder optar por extractores de aire industriales de techo o un extractor de pared industrial si es más conveniente, así como calcular las rejillas de ventilación, la cantidad, el modelo y dimensionado de las rejillas de ventilación

Tipos de ventilación industrial

Los sistemas de ventilación industrial se pueden clasificar dependiendo del método que se emplee para renovar el aire de un espacio determinado, con el tiempo se han definido con diferentes nombres, ventilación natural, ventilación forzada, ventilación confort, en este sentido, se pueden mencionar dos alternativas: 

  • Sistemas de simple flujo

Son diseñados para el uso de extractores que expulsen el aire contaminado de la nave industrial hacia el exterior a través del uso de conductos y tuberías dispuestas en el interior de la misma. Es el sistema más simple de renovación de aire ya que no controla el aire de entrada.

  • Sistemas de doble flujo.

Como su nombre lo sugiere, este sistema de ventilación industrial realiza dos funciones principales, extraer el aire contaminado del interior de la nave e impulsar el aire de renovación local por medio de equipos industriales, además de dar un tratamiento especial al aire de entrada mediante un proceso de filtrado, calefacción o refrigeración. 

Equipos de ventilación industrial

Si se deseas alcanzar grandes resultados de ventilación de un espacio de trabajo, no basta con contratar los servicios técnicos que determinen el cálculo de ventilación y extracción de una nave industrial sino que también es imprescindible proveerse de los equipos de ventilación industrial que además de asegurar la salubridad del aire y contribuir al acondicionamiento térmico del edificio, produzcan la mínima generación de ruido durante su funcionamiento y nos garanticen la máxima durabilidad.

Dentro de los equipos y materiales que se requieren para la instalación de un sistema de ventilación industrial existe gran cantidad de alternativas con relación a la marca y modelos que satisfacen todos los gustos, sin embargo, en términos generales son imprescindibles los siguientes:

  • Ventiladores

  • Centrífugos. Son equipos de entrada simple que poseen tres tipos diferentes de impulsores.

  • De alabes (simples/dobles). Funcionan como extractores e inyectores de aire limpio.

  • Tubulares. Son equipos versátiles y completos de fácil instalación  y bajo costo de mantenimiento, ideales para espacios reducidos.

  • Unidades de ventilación

También llamadas UTA, brinda la climatización y ventilación de cualquier espacio, está formado por intercambiadores de calor, ventiladores y filtros, se encuentran en dos versiones:

  • Descarga horizontal. 

  • Descarga Vertical.

  • Accesorios de montaje

Son dispositivos que contribuyen en la eliminación de agentes contaminantes dispersos en el aire.

  • Filtros

  • Portafiltros

  • Accesorios de ruido y vibración

Son dispositivos que reducen la contaminación sónica y ayudan a estabilizar y alargar la vida útil de los equipos de ventilación, dentro de este renglón podemos mencionar:

  • Resortes

  • Gomas

  • Rejillas de ventilación.

Son elementos terminales del sistema de refrigeración, sirven para propiciar la admisión o extracción de aire por lo que generalmente las encontramos en los conductos o las aperturas exteriores.

Recomendaciones para la instalación de un sistema de ventilación para un ambiente industrial

La recomendación imprescindible para generar una renovación óptima del aire que garantice un entorno laboral sin riesgos de estrés térmico radica en el número determinado de veces que el proceso de renovación tendrá lugar cada hora. En España existe la normativa estipulada por Real Decreto RD-427 que recomienda la cantidad de veces que el aire debe ser renovado.

Más allá de las especificaciones que contempla dicha normativa, y las expresas en la ley 19587 en materia de higiene y seguridad en el trabajo, todo ambiente laboral debe garantizar la calidad del aire por lo que se aconseja, dependiendo de las dimensiones de la nave y otros factores que influyen en la carga térmica, que el número de repeticiones del ciclo de renovación esté comprendido entre 4 a 10 repeticiones por hora para ventilar el recinto adecuadamente.

Otras de las recomendaciones es el uso de materiales y equipos de calidad, que además de extraer e inyectar aire en un espacio determinado, reduzcan el ruido, la generación de gases y el incremento de calor sin renunciar al diseño y la estética. El vestuario laboral, también cumple un rol fundamental en la disminución del estrés térmico, proveer al personal de un vestuario que regule la sensación térmica es una medida fácil de adoptar para el beneficio de todos. 

La aplicación de normas y medidas administrativas que controlen el tiempo de exposición por parte de los trabajadores a posibles focos donde se genera mayor calor o radiación, son algunas de las recomendaciones a tener en cuenta a la hora de instalar un sistema de ventilación para una nave industrial

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *